Comida Exótica.

Ya esta aquí el tan esperado Campeonato Mundial de Fútbol a celebrarse en Sudafrica. No solo será una oportunidad para conocer al equipo que levantara la copa, sino también una oportunidad para aprender de las costumbres y el folklore de los sudafricanos. ¿Qué tenemos en común? ¿en qué somos diferentes?

Corea y Japón sorprendieron al mundo con su gastronomía en la antepasada Copa Mundial;  aún cuando la venta de gato se prohibió, no sucedió lo mismo con la venta de estrella de mar, escorpiones, anguilas, chapulines y arañas. Y mientras que medio mundo hacia cara de “Fuchi” resulta que en casi todos lados se come gato, perro o algo peor. En Nueva Guinea comen los sesos de mono, los esquimales comen foca y en la Florida por 8 dolares, lagarto.

La historia de la comida prehispanica nos informa que los aztecas tenían una dieta muy estricta; sólo podían comer los animales que caminaban, volaban, nadaban y se arrastraban…osea, todos. De ahí que los mexicanos como en el resto del mundo comemos larvas, hongos y hasta chinches.

El programa televisivo “The Survivor Man” muestra al protagonista tratando se conservar la vida en medio de espesas selvas, inhóspitos desiertos y la temible tundra. Con solamente una navaja y una pequeña mochila logra cruzar de un lugar a otro y en los casos de extrema hambre se alimenta de gusanos, sapos y carroña; todo, obviamente crudo.

Mi esposo, dice estar listo para protagonizar la segunda parte de la serie ya que ha probado la carne de caballo, víbora, tepezcuintle, tlacoache(zarigüeya), gusanos, hormigas y jumiles. Ya lo versa el dicho, “Con azúcar y miel, hasta los caracoles saben bien.”

Lo más raro que yo he comido ha sido la carne de búfalo, al menos, que yo sepa…porque naciendo en la Ciudad de México, es lógico pensar que también he comido otras cosas sin saber. Tal vez, mas de alguna ocasión me dieron “Gato por liebre”. Desde que yo era niña decían que los tacos ya no eran ni de perro, debido a la cantidad tan minúscula de carne que se servía en ellos y sugerían que el taquero los había preparado con carne de murciélago; pero ahora con la crisis, no quiero ni pensar.

Exótico significa: Extravagante, raro, insólito, inusual, desacostumbrado. Esa es precisamente la comida que se les antoja a las embarazadas y aunque no es propiamente comida, igual la ingieren. Los cuatro alimentos mas populares son: Jabón, pedazos de ladrillo, la mascarilla de barro y el shampoo Vanart, en cualquiera de sus presentaciones.

Los bebés, también se alimentan de comida exótica; especialmente si la mamá no esta cerca. De tal suerte que monedas, botones, clips, pedazos de crayola, papel, plantas, insectos, chicles masticados y las croquetas del perro, son parte del menú por mencionar solo algunas. Eso me hace recordar a la hija de una amiga que tenía alrededor de 11 meses y le gustaba comer la pelusa de los muebles. Siempre era bienvenida a mi casa; ya que mientras su mamá y yo tomabamos cafecito y conversabamos, ella se daba a la tarea de dejarme los muebles mejor que la Koblenz.

Los ancianos, tienen una manera muy peculiar de saborear la comida exótica; pues la combinan a diario con sus alimentos regulares sobre todo si ya casi no ven y la casa no ha sido fumigada por varios años.

Un amigo “Sicolochef” puede dar un diagnóstico a las actitudes de acuerdo a la comida exótica que consumiste. Por ejemplo,

Si llegas al trabajo enojado……..es que desayunaste gallo de pelea,

Si lloras y te ríes……..cocodrilo;

Si tienes problemas para quedarte en tu lugar….lombrices;

Si vas de aquí para allá, sin sentido…….moscas;

Si pierdes el equilibrio,al ver un diccionario…….burro;

Si evades las preguntas……pato;

Si estas desesperada por ir a la moda……mona.

Imagino que con toda esta lista de animales exóticos comestibles, leer que Juan el Bautista comía langostas y miel silvestre, ya no se nos hace raro. (Mateo 1:4)

En la actualidad los beduinos del desierto todavía comen estos saltamontes asados con sal. Ahora que si deseas algo mas complicado, te diré que el modo de cocinar este insecto era y es, muy sencillo: Se le arranca la cabeza, las patas y las alas. Luego se cuecen o se hornean y al momento de servirse, se les agrega mantequilla o miel. Ya que siempre esta permitido usar la imaginación en la cocina, no estarían de mas unas tortitas de chapulin en salsa chipotle.

Como sé que ya desperté el apetito con esta receta, te daré unos minutos para que vayas al supermercado mas cercano o simplemente salgas al jardín en busca de algunos crujientes insectos que podrás encontrar debajo de las piedras o entre las macetas de la vecina; mientras que terminas de leer este artículo, la botana estará lista para ver el mundial.

Algunos comentaristas sugieren que Juan El Bautista, fue enseñado por la secta de los esenios debido a su predicación y  prácticas asceticas. Debo decir que lo que Juan el Bautista comía, no era lo que atraía a sus oyentes, sino su predicación. Juan, fue un profeta y  un predicador valiente pero por sobre todo, un siervo humilde. Se cree que los pobres del tiempo de Juan, pudieron haber vestido y comido del mismo modo que él, aunque en el caso de Juan fue mas por una elección propia que por razones de pobreza o necesidad. Para cuando Jesús aparece en escena, Juan cuenta ya con un gran número de discípulos que le siguen con devoción;sin embargo, se hace a un lado declarando que es necesario que el mengüe, para que Jesús crezca  (Jn 3:30) .

No hay indicios de que Juan hubiese planeado fundar su propio movimiento en torno a su predicación, o de que hubiera solicitado ser uno de los doce discípulos; mas bien, se dedicó a hacer lo posible porque sus discípulos siguieran a Jesús y siempre evitó entrar en competencia hasta llegar al punto en que Juan se convierte practicamente invisible para que el ministerio de Señor resplandezca.

En alguna ocasión le preguntaron a la Madre Teresa como demostraba ella su amor por Dios. Su respuesta fue como siempre, profunda y sencilla  “Haciendo bien el trabajo que se me ha confiado.”  En este caso, Juan no solo acepta con gozo y responsabilidad la misión de preparar el camino del Mesías, sino que lo logra de manera ejemplar ofreciendo un servicio humilde y desinteresado.

Una de las razones por las que cocinar cuesta tanto es porque requiere de humildad para poder lograrlo con alegría. Si tu eres del tipo de personas que les gusta ser ellas las que “parten el queso en la mesa”, entonces estas en problemas; pues cocinar a diario es un trabajo que toma buena parte de tu tiempo y que recibe poco reconocimiento. A esto, debemos agregar la ubicación de la cocina que por lo regular se encuentra en un espacio aparte, para que nadie te vea. Es entonces, el lugar ideal para ejercitar la humildad y el servicio, sin esperar nada a cambio. Ni siquiera un “gracias.”

Me gusta pensar en la idea de la hierba del campo que alimenta al ganado y mas tarde a nosotros mismos. Se encuentra bajo nuestros pies, mayormente ignorada;  solo cuando hay sequía comenzamos a valorar su existencia. Cuando recibe la lluvia,crece ;ofreciendonos otra vez su servicio humilde, pero insustituible.

A Juan le preguntaron “¿Tu quién eres?” – y el respondió,

-“No soy nada; he de ser oído y no visto. Soy únicamente una voz.”

Es muy fácil leerlo, pero muy difícil ponerlo en práctica en la vida diaria. A todos nos gusta ser protagonistas del cambio, pero pocos deseamos ser simplemente esa hierba que rodea a la flor y que  la hace parecer mas bella.

Sabemos entonces, que podemos imitar a Juan El Bautista en su alimentación pero que necesitamos la ayuda de Dios para ser humildes, como él lo fué. Ojalá que nunca lleguemos a enterarnos que lo hemos logrado. Solo hasta ese gran día en el que el Señor dulcemente nos responda  ” Porque tuve hambre y me diste de comer.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: